sábado, 8 de mayo de 2010

Todo está listo

Cae la noche, y suenan los ecos de una obra maestra del poeta favorito de mi hermana favorita a la medida de la gente oscura del hormiguero que dejé atras ayer.

NO LO HARÁS EN VANO - Mario Benedetti

Ah no lo harás en vano

se te helarán los dedos
y el corazón y los olores

se te helará la noche
y la arrogancia y las rodillas

se te helará la sangre
y los crepúsculos y el humo

se te helará el bostezo
y el ademán y la lujuria

se te helarán los ojos
la madrugada y el esperma

se te helará el ritual
y las caricias y los signos

se te helará la luna
y el arbolito y la garganta

se te helarán los labios
y los disfrutes y la vida

todo está listo
no lo harás en vano



Me acompañan mis seres queridos, y Miles Davis, y Cannonball Adderley, y John Coltrane, y Bill Evans, y Paul Chambers y Jimmy Cobb. No puedo pedir más.




Hora de encender las velas. Ya falta menos.

Que tengáis un buen día.

1 comentario:

GINEBRA dijo...

"No lo harás en vano" es fantástica. El poeta sabía de lo que hablaba. Cada día me levantaré con la idea de que nada en mí se hiele, no dejaré que ocurra (que me ocurra éso). Gracias por regalarnos a Benedetti.
P.d. "De puntillas" es preciosa, un sueño que el que está a tu lado sienta esas cosas... Besos