miércoles, 10 de junio de 2009

(Cultivando) plenitudes



Leo una entrevista a Antonio Jorge Larruy en El Periódico, os transcribo un extracto, podéis encontrar la entrevista completa en la edición digital:

"...()...

R- ...Tenemos que generar nuestra plenitud.

P- ¿Cómo?
R- Movilizando activamente nuestro potencial, con lo que yo llamo el despliegue. La plenitud no depende ni de las situaciones que vivimos ni de la gente. Contrariamente a lo que nos hacen creer, que la felicidad depende de lo que nos pasa, de factores externos (por lo que constantemente nos tenemos que estar peleando con una cosa y con otra), resulta que no es así, que la felicidad depende de una actitud interior. ...()... Consideramos que el hecho de vivir feliz y plenamente depende de que nos quieran, de que las circunstancias nos sean favorables, y vivimos de forma pasiva. Viviremos plenamente si ejercitamos la plenitud; viviremos en paz si ejercitamos la paz, no si esperamos que llegue una situación tranquila. Debemos poner todas nuestras fuerzas para que se dé esta situación.

P- ¿En qué debo poner mis fuerzas?
R- En desarrollar tu actitud. Si quieres vivir con alegría, cultiva la alegría; si quieres vivir el amor, cultiva el amor, con independencia de la circunstancia en que te encuentres.

P- Es muy fácil de decir.
R- Tres pautas para el desarrollo activo. En primer lugar, acercarnos a las personas, empatizar, no para conseguir algo, sino porque nos daremos cuenta de que nos sentimos mejor...

P- ¿Segunda pauta?
R- Cultivar la capacidad de disfrutar, porque es una manera de desarrollar el amor y la felicidad. Ser más conscientes de las cosas que nos gustan y vivirlas con más gozo. Y desarrollar la capacidad de recibir."


Me encanta Mary Gauthier. Escuchar a esta mujer es una de las maneras que tengo de cultivar plenitudes y desarrollar la (mi) felicidad; hacerlo mientras una, la, esa, cabeza amada reposa en mi hombro es como ganar al póquer en el chiste de Eugenio.




Estoy por plantearme en serio lo de montar con un amigo un negocio de lo que sea (él proponía una ferretería, casi prefiero una librería/bar/sitio donde estar y leer, o escribir, o mirar al cielo, o al suelo, y escuchar música mientras te tomas lo que más te apetezca y conversas o no, según tengas el día) en un sitio que él y yo nos sabemos y desde donde se puede ver lo que véis en la foto. Sería muy pobre, y quizás muy feliz.

Que tengáis un buen día.

3 comentarios:

sanfreebird72 dijo...

chapeaux

Il Cavaliere dijo...

Muy bueno. Si señor!. Me apunto a lo del negocio nuevo...ja, ja, ja.

A mi también me gusta mucho la Gauthier


Saludos amigo

GINEBRA dijo...

Vayaaa... no sé el motivo por el que me había perdido estte pedazo de post, además de la entrevista, que es muy razonable destaco tu sueño o anhelo de montar un chiringuito (mucho mejor que una ferretería. Ahí no cuadra. La gente que viva ahí no necesita una ferretería, tendrías que cerrar casi antes de abrir. Utopías las justas y necesarias) desde el que se vea éso...me parece una idea muyyyy interesante. Si lo montas me avisas que me voy a verte y a tomarme algo junto al mar (y junto a tí). Besos